Cuidados y Curiosidades de los Girasoles

FloreStoreCuidados de las PlantasLeave a Comment

El girasol es una planta anual que se cultiva en todo el mundo. Con la llegada del verano, este gran amante del sol cobra todo su esplendor: florece, nos da sus frutos y da también lugar a alguna que otra curiosidad.

Del nombre científico del girasol (Helianthus annuus) podemos deducir estas dos características tan importantes: es una planta que germina, florece y muere de forma anual y que necesita del sol. De hecho, posee la capacidad de orientar sus órganos hacia los rayos de sol (heliotropismo).

En sus comienzos, los girasoles crecían silvestres en América, aunque hace más de 4.000 años que comenzaron a cultivarse en esa zona. Con el tiempo, los girasoles se extendieron por todo el mundo, dando lugar a numerosas variedades especiales.

En la actualidad se utilizan para la industria alimentaria (principalmente aceite de girasol, pero también pipas), jardinería y como detalle ornamental. ¡Siempre consiguen un toque veraniego y rústico, como en este capazo!

capazo girasoles

COMPRAR CAPAZO GIRASOLES

Características del girasol

El girasol es una planta herbácea de la familia de las asteráceas. Conozcamos sus partes:

  • Cabezuelas o capítulos: inflorescencias en las cuales se agrupan sus flores. Estas cabezuelas están formadas por:
  • Receptáculo
  • Flores amarillas: las periféricas tienen forma de lengüeta y las centrales son tubulosas.
  • Pipas: son los frutos del girasol que nacen en forma de aquenio. Es decir, este fruto contiene una sola semilla y su envoltura externa no está soldada a él.

Su tallo es robusto y erecto y es capaz de alcanzar más de 3 metros de altura. Sus hojas y tallos son ligeramente espinosos, ya que están recubiertos de un vello áspero para protegerse.

¿Cómo cultivar los girasoles?

Siembra aproximadamente en marzo

Los girasoles se plantan generalmente en marzo para florecer en verano. Concretamente, se recomienda sembrar a partir del momento en que la temperatura del suelo a cinco centímetros de profundidad alcance los 7-10° C.

Las semillas germinan antes de las dos semanas de su plantación y florecerán en julio y agosto.

Suelos arcillosos

Es preferible plantarlos en suelos arcillosos, aunque se adaptan muy bien al sustrato. Lo mejor es plantar el girasol en la zona soleada del huerto o jardín, ya que necesita cierta profundidad (5-6 centímetros). Si solo puedes cultivar en macetas, tendrás que optar por las variedades enanas.

Riego moderado

Estas plantas no necesitan mucha cantidad de agua, pero sí un buen drenaje. Cuando requieren de agua, repliegan su corola, es decir, los pétalos que forman la flor y protegen sus órganos de reproducción.

Curiosidades

Y ahora que ya conocemos las características de los girasoles, ¡vamos con algunas curiosidades sobre esta particular planta!

Introducción en España

Los girasoles son originarios de Norteamérica y norte de México. Después de que se introdujera en Europa, su cultivo en España no fue ha sido muy abundante, más allá de plantas aisladas para obtener pipas.

Su introducción en la agricultura comenzó en los años 80 para poder producir aceite de girasol. Este aceite se obtiene prensado de las semillas del capítulo de la planta de girasol.

Heliotropismo

El heliotropismo es la capacidad que tienen algunas plantas como la alfalfa, la soja, el garbanzo o el algodón de orientar sus hojas, tallos y flores en dirección perpendicular o paralelos a los rayos del sol.

El caso más conocido es el del girasol, que gira sus cabezuelas de este a oeste y se reorienta en la puesta de sol. Este ciclo solar solo se sigue en los días claros y si el cielo está nublado no se puede realizar.

Las pipas

Finalmente, no podemos olvidarnos de las pipas de girasol. Se encuentran en el interior de la semilla oleaginosa y son la mismas que se utilizan para fabricar el aceite de girasol.

Es un alimento muy saludable si se consume preferiblemente sin sal. Las pipas de girasol son ricas en vitamina E (una ración contiene el 76 % de la cantidad diaria recomendada), que funciona como antioxidante. Además, son ricas en ácido fólico y magnesio.